fbpx

Para empezar, debemos aclarar de qué se trata esta intervención y qué la diferencia de las otras intervenciones.

La lipotransferencia, en primer lugar, consiste en, como su nombre lo indica, transferir grasa de una zona ‘donante’ del cuerpo a una zona ‘receptora’ del cuerpo. Para esto, se preserva la viabilidad de las células adiposas y se purifica mediante técnicas como: el centrifugado. Al purificarse, se trasplanta a otra parte del cuerpo.

Entonces… ¿cuál es la diferencia entre Liposucción y Lipotransferencia?

Pues bien, la Liposucción es sencillamente en retiro del exceso de grasa en ciertas partes del cuerpo. Sin embargo, esta puede realizarse sin tener que hacer una Lipotransferencia luego. Por el contrario, la Lipotransferencia es la unión de una liposucción con la transferencia de esa grasa a un lugar receptor del cuerpo.

No obstante, hay que tener en cuenta que tanto la liposucción para la obtención de grasa como la lipoinyección en el área receptora del cuerpo son técnicas que no dejan cicatrices visibles a largo plazo.

Ventajas de la Lipotransferencia

A nivel corporal la grasa puede tener distintos usos, ya sea para el aumento mamario, de glúteos, restauración de volúmenes, entre otros,. La lipotransferencia puede realizarse siempre y cuando el paciente posea una zona donante con suficiente grasa. Normalmente, esta grasa es tomada del abdomen, los muslos y la cadera interna ya que son zonas en donde se acumula más grasa. Sin embargo, dependiendo del objetivo y el área que se busca trabajar se necesitará mayor o menor cantidad de grasa.

Esta recolección de grasa mediante la liposucción permite dar volumen a las zonas deseadas  y esculpir la figura, lo que, en consecuencia, supone un beneficio ya que no solo trabajas el lugar deseado sino que hay un beneficio añadido para la zona receptora de grasa.

 

Resultados más naturales

Más allá de la obtención e inyección de grasa, una de las principales ventajas de la Lipotransferencia es la naturalidad que deja. Al usarse grasa, la cual es tejido del propio paciente no hay forma de que el cuerpo lo rechace y dependiendo de la zona del cuerpo, el tipo de anestesia puede ser local o general pero en ambos casos el resultado suele ser absolutamente natural.

Durante los dos primeros meses se notará una parte del volumen de grasa inyectado que se irá reabsorbiendo y pasados esos dos meses los resultados ya serán definitivos. Para esto, se recomienda el uso de faja en la zona receptora y evitar esfuerzos físicos durante los primeros 15 días después de la operación. Además, se realizarán masajes de drenaje linfático que favorecerán la desaparición de la inflamación y permitirán una recuperación más rápida.

Por eso, desde el centro del Dr. Carlos Zuleta Barichara buscamos ofrecerle al paciente expectativas reales en donde nuestro compromiso siempre será nuestro paciente y, nuestra misión, por ayudar y seguir mejorando la calidad de vida de aquellos que quieran realizarse una cirugía plástica. Has click en el siguiente enlace si quieres realizarte una valoración online. 

La Dismorfofobia o, conocido también, como trastorno dismórfico corporal, es una patología que tiende a ir más allá de la obsesión por la belleza y la imagen corporal. Este cuidado excesivo, además, está siempre presente en una sociedad que pone en la agenda a la juventud, la estética y la salud en un mismo nivel.

Pero… ¿a quiénes afecta el trastorno dismórfico corporal?

Pues bien, esta preocupación y obsesión puede afectar a cualquier persona de cualquier edad. Sin embargo, tiende a ser más común en personas que son más influenciables. Normalmente, dichos mensajes son transmitidos por los medios de comunicación y tienden a ser de presión en los grupos sociales, sobre todo, en los jóvenes. No obstante, no hay que olvidar que esta tendencia no discrimina el género pues ha tendido a igualarse en ambos sexos con el paso de los años.

Entonces… ¿cómo afecta la dismorfofobia la vida cotidiana?

El trastorno dismórfico corporal es un cuadro clínico incapacitante. Es decir, la persona que lo padece suele sentir una intensa preocupación por cómo luce y los “defectos” que tiene su cuerpo. Esta obsesión puede ocupar entre tres y ocho horas al día y es muy complicado resistirse o controlarla ya que inconscientemente se vuelve una costumbre tener todo tipo de pensamientos relacionados al aspecto físico. Por lo tanto, desarrollan comportamientos que avalen la constante comprobación de sí mismos de forma persistente y excesiva. En efecto, presentan un malestar constante que regula su autoestima dificultando el desarrollo óptimo en distintas áreas de su vida.

Síntomas y causas de la Dismorfofobia

Uno de los síntomas principales es la alteración del pensamiento que, incluso, llega a alcanzar el delirio o la percepción trastornada de sí mismo. Es decir, la persona está segura de la presencia de un defecto físico que considera visible pero que, en realidad, es inexistente para el resto. Esta enfermedad está relacionada a factores genéticos, fisiológicos o de entorno.

Los elementos psicológicos y ambientales que pueden influir en el origen de este cuadro son:

El papel de los cirujanos plásticos ante el trastorno dismórfico corporal

Desde el centro del Dr. Carlos Zuleta Barichara buscamos ofrecerle al paciente expectativas reales de los procedimientos pero también ser honestos a la hora de percatar que el defecto que el paciente percibe pueda que no esté ahí. Por eso, antes de cualquier intervención realizamos una valoración médica que nos permite evaluar de mejor manera la cirugía que el paciente busca pero también el impacto que esta tiene en la vida de cada paciente.

Por eso, nuestro compromiso siempre será por nuestros pacientes y nuestra misión por ayudar y seguir mejorando la calidad de vida de aquellos que hallan en una cirugía plástica un camino nuevo para sus vidas. Has click en el siguiente enlace si quieres realizarte una valoración online 

El Lipoláser o lipoescultura asistida por láser consiste en un procedimiento que busca eliminar los depósitos de grasa localizada en diferentes partes del cuerpo de manera mínimamente invasiva. Como tal, la técnica Lipoláser supone el empleo de distintos tipos de láser con el fin de moldear el cuerpo de forma precisa y con una rápida recuperación y con una retracción en la piel que no era posible con otras técnicas.

Entonces, ¿para qué se utiliza Lipoláser?

La técnica de lipoescultura asistida por láser permite acceder a áreas poco comunes ya sea en procedimientos faciales y/o corporales. El tratamiento permite corregir irregularidades y desproporciones causadas por la acumulación de grasa. Sin embargo, hay que resaltar que la lipoescultura asistida por láser no es un procedimiento de adelgazamiento o para bajar de peso sino que, esta intervención, permite retirar solamente la grasa localizada en el abdomen, con el cual pueden persistir otros defectos como el abultamiento del vientre. Además, es recomendada, preferiblemente, para mujeres sin embarazos y cuya piel no presenta mayores traumatismos por el paso de los años u otros factores.

Ventajas del Lipoláser frente a otras técnicas

La lipoescultura asistida por láser aporta mejores resultados que las técnicas convencionales. En este caso, el Lipoláser es un proceso menos traumático y, el cual, se lleva a cabo con anestesia local y sedación lo que permite contemplar y controlar los resultados antes de terminar el proceso.

Contraindicaciones del Lipoláser

Las contraindicaciones de la lipoescultura asistida por láser vienen determinadas en el estudio preoperatorio. Es decir, no tener falsas expectativas de la cirugía y ser conscientes del cambio que se va a dar teniendo en cuenta, siempre, la verdad.

Las personas que se someten a un Lipoláser  necesitan dos días de reposo en casa. Normalmente, al tercer día la persona podrá volver a trabajar pero deberá usar por al menos tres semana prenda de compresión y, además, se deberán realizar masajes de drenaje linfático.

El Dr. Carlos Zuleta es Médico General y especialista en Cirugía Plástica, Estética y Reconstructiva. Él y su equipo han ayudado a cientos de pacientes a mejorar su calidad de vida. has click en el enlace si quieres realizarte una valoración online 

 

A medida que pasa el tiempo, las cirugías plásticas han ido aumentando, tanto en demanda como en oferta. Esto ha llevado a generar tendencias que han permitido perfeccionar y conocer más sobre las necesidades de las personas y sus expectativas frente a un procedimiento estético.

Pues bien, la rinoplastia no es ajena a esto. En realidad, las personas suelen plantearse someterse a una rinoplastia. Normalmente, esto va ligado a la inconformidad o incomodidad que sienten con la forma o la dimensión de su nariz. Esta preocupación les condiciona su diario vivir y, en ocasiones, afecta directamente su salud. Cuando una rinoplastia estética se lleva a cabo, el impacto que tiene en la vida de una persona es increíblemente positivo. La mejoría en su apariencia física y, cuando es necesario, en su salud permite obtener mayor seguridad y confianza.

La decisión de operarse la nariz como cualquier parte del cuerpo no es sencillo. Para cualquier cirugía deben considerarse aspectos físicos, psicológicos y emocionales. Es decir, para cualquier procedimiento es muy importante contar con la ayuda de un especialista, el cual nos permite una valoración completa y, además, nos aclara las expectativas de la misma cirugía asegurando que el procedimiento sea lo que espera el paciente sin dejar la realidad y la seguridad de lado.

Para el caso de la nariz, la ayuda de un especialista en otorrinolaringología y en rinología nos permitirá conocer de fondo el caso específico del paciente pues, en ocasiones, a primera vista no se detecta nada pero la valoración puede arrojar algún problema funcional que el paciente desconocía. Por ende, podrá realizarse una rinoplastia estética con técnicas de rinoplastia funcional ya que combinando ambas no solo mejoraremos su apariencia sino su salud y, en consecuencia, obtendremos un mayor bienestar personal.

Entonces, ¿qué beneficios tiene una cirugía nasal estética y funcional?

Desde el punto de vista estético, la rinoplastia mejora, evidentemente, la armonía facial sin dejar de lado la expresión de cada persona. Los pacientes que deciden someterse a una cirugía plástica nasal superan, en su gran mayoría, los complejos que padecían por no sentirse a gusto con su rostro y disfrutan más de su vida a nivel personal, social, afectivo y laboral mejorando su autoestima y confianza. Para algunas personas, podrá sonar muy superficial pero la belleza está supeditada a cómo nos sintamos en nuestro interior con nosotros mismos. Si al vernos al espejo no nos sentimos cómodos no significa que haya un problema en nosotros. Querer realizarse una cirugía (por estética o por salud) requiere de valentía y decidirlo es creer que se puede estar mejor y, aún más, que nos podemos sentir mejor.

La corrección del tabique nasal, conocido como septoplastia permite mejorar la respiración y oxigenación de la sangre. Este tipo de cirugía favorece la resistencia en las actividades diarias como: el sueño, al poder brindar un descanso de calidad;  el deporte, al poder brindar un mejor desempeño; el trabajo, al permitirnos una mejor concentración y, además, la mejora del olfato junto con un aumento en la apreciación de sabores. No obstante, este tipo de cirugías previenen patologías nasales como: la rinitis, sinusitis, pólipos nasales, entre otros,.

Otras patologías que también pueden combinarse  con una rinoplastía estética son:

El Dr. Carlos Zuleta es Médico General y especialista en Cirugía Plástica, Estética y Reconstructiva. Él y su equipo han ayudado a cientos de pacientes a mejorar su calidad de vida. Si quieres realizarte una valoración online da clic en el siguiente enlace.

 

 

En todo el mundo, octubre, es el mes de la sensibilización sobre el Cáncer de mama, el cual busca contribuir y aumentar la atención para prestar apoyo, detener prematuramente, asegurar el tratamiento y los cuidados paliativos.

Según la Organización Mundial de la Salud, el Cáncer de mama es la enfermedad más común entre las mujeres y la segunda más común en toda la población.

En Colombia se realizan 7.626 diagnósticos de cáncer de seno al año, en donde mueren 2.226 y el 80% de las pacientes no tienen factores de riesgo conocidos.

No obstante, esta es una enfermedad que no solo afecta a las mujeres pues por cada 100 casos en mujeres, hay uno en hombres y, aunque, esta no es una cifra alarmante para hombres sí permite ser conscientes de la importancia de comunicar a tiempo y hablar sobre el tema.

Además, hay que saber que el Cáncer de mama representa el 15% de las muertes por cáncer y la probabilidad de morir como consecuencia de esta enfermedad es de 1 en 50.

Por otro lado, hay que tener en cuenta ciertos factores de riesgo puesto que el 34% de los casos tiene origen por malos hábitos, 10% está asociado al sedentarismo, 5% es hereditario y el 21% es es atribuible al consumo de alcohol, el sobrepeso y la falta de actividad física.

De la misma manera, la OMS advirtió que para el 2030 habría un incrementos en los casos de cáncer de mama en un 46% y afirmó que aproximadamente cada 30 segundos se diagnostica un nuevo caso de esta enfermedad en el mundo.

Por eso, las autoridades de salud advierten que si el cáncer de mama se detecta a tiempo puede disminuir en un 25% la probabilidad de muerte. Por esta razón, el Doctor Carlos Zuleta está comprometido con el apoyo, la prevención y el cuidado de todas aquellas mujeres y hombres que pueden o creen que pueden padecer de esta terrible enfermedad.

En este mes de sensibilización te invitamos a realizarte el autoexamen de manera periódica para detectar protuberancias o secreciones que den indicio de la enfermedad junto con las mamografías.

#OctubreRosa

 

La abdominoplastia o dermolipectomia abdominal es una cirugía que busca eliminar la grasa y el exceso de piel sobrante en el área abdominal, especialmente la que se acumula entre el ombligo y el pubis. Esto se da, sobre todo, en mujeres que han pasado por la maternidad o han tenido oscilaciones de peso muy drásticos y/o bruscos o incluso que ya se han sometido a una cirugía para bajar de peso (cirugía bariátrica).

Abdominoplastia no es lo mismo que liposucción

La diferencia entre la liposucción y la abdominoplastia radica en que en la abdominoplastia se elimina la piel sobrante, incluso la piel con estrías a través de una cicatriz que queda perfectamente disimulada por encima de la pubis.

Es decir, la abdominoplastia consiste en ser un procedimiento reconstructivo mientras que la liposucción solo logra retirar la grasa localizada en el abdomen, con el cual pueden persistir otros defectos como el abultamiento del vientre. Normalmente, la liposucción es recomendada para mujeres sin embarazos y cuya piel no presenta mayores traumatismos por el paso de los años u otros factores.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que ambas son técnicas quirúrgicas que no sirven para bajar de peso sino, por el contrario, para moldear y dar forma a los pacientes que quieren y deben mantenerse estables en su peso y, así, garantizar mejores resultados.

Este tipo de procedimientos estéticos deben ser realizados, siempre, en un centro quirúrgico capacitado y equipado por especialistas en cirugía plástica y bajo la supervisión de un anestesista.

Posoperatorio de la abdominoplastia

Después de la cirugía, se recomienda que los pacientes guarden reposo. Es decir, total tranquilidad durante una semana, evitando esfuerzos y durante un mes sin hacer ejercicio pero pudiendo llevar una vida relativamente normal. Además, nos ayudaremos de una faja compresiva que nos permitirá facilitar la recuperación y la cicatrización.

Resultados de la abdominoplastia

Los resultados de la abdominoplastia son ‘inmediatos’. Es decir, al inicio el paciente puede presentar inflamación y dolor pero a medida que el tiempo pase podrá ver los resultados para verse y sentirse diferente. Por esto, hay que esperar a que desaparezca la inflamación para apreciar la evolución definitiva y el resultado final.

Nuestro principal interés es la seguridad y, además, la satisfacción del paciente. Por eso, no dudes en consultar nuestra página web para más información y/o realizar valoración online.

Antes de empezar este artículo, debemos entender cada uno de los términos a los que nos vemos enfrentados cuando queremos realizarnos una cirugía plástica. Entonces, ¿qué es Lipoescultura, Lipoaspiración, Liposucción, Body countour o Lipoplastia?

Pues bien, en realidad todas tienen una misma finalidad: retirar grasa del cuerpo y moldear la piel o retraerla para conseguir el mejor resultado posible. Sí, son diferentes palabras para el mismo procedimiento. Sin embargo, hay que saber que no son procedimientos para bajar de peso pues después de la cirugía hay tres recomendaciones vitales y necesarias: No consumir sal, beber bastante líquido y caminar mínimo una hora diaria.

Cumplir estas tres sencillas recomendaciones durante los tres meses siguientes es lo que sí permitirá bajar de peso, no la cirugía en sí misma. La cirugía moldea pero el compromiso que tengamos con ella, nos permitirá mantenerla.

Pero, ¿en qué consiste la cirugía?

Todo comienza introduciendo agua (suero fisiológico con anestesia) en la grasa localizada para luego aspirarla por medio de las cánulas (tubo abierto) junto con el líquido introducido. Evidentemente, será muy difícil retirar todo el líquido pero el o la paciente lo irá eliminando con el paso del tiempo a través de la orina y el sudor.

Para hacer todo esto posible, debemos tener en cuenta un factor importante el cual es: el Drenaje Linfático, el cual es vital para eliminar líquido y asegurar una mejor recuperación. Otro factor crucial es el masaje post-quirúrgico el cual permite eliminar el agua residual antes de que se cierren las pequeñas aberturas por donde se introducen las cánulas. No obstante, este masaje no será agresivo, es decir, es soportable a la hora de realizarse.

¿En cuánto tiempo se eliminará el edema y el líquido?

Normalmente el edema empieza a desaparecer desde el primer al tercer mes. Hay que tener en cuenta que hay una baja significativa de triglicéridos lo que previene enfermedades cardiovasculares. La faja, por otro lado, es un elemento indispensable en la recuperación de este tipo de cirugía. Debe llevarse entre un mes y medio y dos meses. Sin embargo, hay pacientes que la conservan por más tiempo.

¿Qué tipo de faja hay que usar?

Durante los primeros días de postoperatorio basta con llevar una faja simple abdominal abrochable con velcro, fácil de poner y de quitar para ducharse y lavar. A partir de la segunda semana en donde la hinchazón y el edema ha disminuido se pueden usar fajas más completas o de cuerpo entero.

¿Cómo es el postoperatorio?

La recuperación de esta intervención es bastante simple aunque resulta un poco “escandalosa”. Este tipo de cirugía no resulta muy dolorosa pues al estar sentado o acostado no hay dolor pero al levantarse se pueden percibir ciertas molestias. Durante las primeras 48 horas el paciente se sentirá exhausto, pero lo importante durante la primera semana es mantener reposo y recuperarse correctamente sin excederse. Se deben comer frutas, verduras, legumbres y proteínas.

Si estás interesado o tienes dudas sobre el procedimiento que te quieres hacer, no dudes en agendar tu valoración online de forma gratuita haciendo click aquí.

TIPS DE BELLEZA

La liposucción, lipoaspiración o lipoescultura es un procedimiento quirúrgico que busca eliminar los depósitos de grasa localizada en diferentes partes del cuerpo a nivel subcutáneo, o sea debajo de la piel dejando una cicatriz mínima.

Siempre se aplica bajo la anestesia general indistintamente de la cantidad o del porcentaje de grasa ya que ofrece mayor seguridad para el paciente. Se puede hacer, dependiendo el caso, un lipoinjerto de esta grasa extraviada en los glúteos para darle una forma a tu cuerpo que es lo que llamamos BodyContour.

Esta intervención permite retirar solamente la grasa localizada en el abdomen, con el cual pueden persistir otros defectos como el abultamiento del vientre, además, es recomendada, preferiblemente, para mujeres sin embarazos y cuya piel no presenta mayores traumatismos por el paso de los años u otros factores.

La técnica, esencialmente, consiste en introducir una cánula de pocos milímetros de diámetro, puede ser de 3, 4, o 6 mm, en donde la grasa está acumulada. Evidentemente, detectados con anterioridad para así poder extraer la grasa mediante un aspirador. Sin embargo, hay que entender que la liposucción no es un método de adelgazamiento.

¿Quiénes pueden realizarse una Liposucción?

En general, se puede realizar a cualquier edad y cualquier tipo de mujer u hombre pero el resultado es mejor en cuanto haya mayor elasticidad y retracción de la piel y esto sucede, evidentemente, en personas jóvenes.

Basicamente, se suele realizar en la zona trocanterea y las crestas iliacas, además del abdomen, el torax, en el cuello (papada), entre otros,. En definitiva, en cualquier lugar donde haya grasa localizada. No obstante, hay que saber que no es una técnica recomendada para pérdida masiva de peso.

Contraindicaciones y resultados de la liposucción

Las contraindicaciones de la liposucción vienen determinadas en el estudio preoperatorio. Es decir, no tener falsas expectativas de la cirugía y ser conscientes del cambio que se va a dar teniendo en cuenta, siempre, la verdad. Sin embargo, el estudio preoperatorio puede determinar si pueden haber contraindicaciones de índole general como: la anemia, etc,.

Normalmente, las pacientes empiezan a verse muy bien al mes de haber tenido la cirugía pero puede durar hasta los tres meses los signos de inflamación. A partir de los nueve meses es cuando ya ha terminado de sanar completamente.

Nuestro principal interés es la seguridad y, además, la satisfacción del paciente. Por eso, no dudes en consultar nuestra página web para más información y/o realizar valoración online.

 

Las prótesis de aumento mamario son prótesis rellenas de gel que al ponerse de pie adopta una forma muy natural, parecida a las prótesis anatómicas (también llamadas prótesis en forma de gota o de lágrima), pero que no tienen el riesgo de adoptar una forma rara si se giran.

¿En qué consiste la técnica?

La técnica de aumento mamario con prótesis ergonómicas se realiza bajo anestesia general y, posteriormente, se recomienda ingreso hospitalario corto (unas horas o una noche).

¿Por qué se realiza el aumento mamario con prótesis ergonómicas?

El aumento mamario con prótesis ergonómicas nos permite mantener una forma natural de la mama, es hecho principalmente para mujeres que desean darle volumen a su pecho sin perder la naturalidad del mismo. El ges de estas prótesis nos brindan un tacto, una forma y un movimiento que resalta la naturalidad, llegando a hacer dudar de que el pecho esté operado.

¿Qué preparación es necesaria para el aumento mamario con prótesis ergonómicas?

La preparación es sencilla. Dos semanas antes de la cirugía es aconsejable hidratar con cremas y con más frecuencia la piel del pecho para que no sufra al ser estirada con el aumento mamario. Evitar tomar fármacos que puedan inducir al aumento de sangrado durante la cirugía (como la aspirina) y, claramente, no se debe fumar.

También puedes leer: Aumento de pecho, ¿tengo que cambiar mis prótesis cada 10 años?

¿Cuáles son los cuidados tras la intervención?

Durante la primera semana se debe intentar llevar una vida normal, pero tranquila, es decir, sin hacer esfuerzo físico ni alzar peso con los brazos. Además, es aconsejable llevar un sujetador deportivo las 24 horas durante el primer mes. El cuidado de la herida es sencillo, y los puntos son intradérmicos (por dentro de la piel) y se reabsorben solos.

A partir de la segunda semana puede ser aconsejable realizar masajes para ablandar el pecho y durante el primer año se debe evitar el sol sobre las cicatrices. No obstante, a largo plazo es bueno tener controles para valorar el buen estado de las prótesis.

Si buscas hacerte un aumento de senos. No dudes en consultar todo el procedimiento haciendo click aquí  y realizar una valoración online.

En este artículo hablaremos de las cirugías plásticas faciales más cotizadas en el campo estético y de aquellos procedimientos no quirúrgicos que se realizan en nuestras clínicas.

Para empezar, tenemos: la Blefaroplastia o cirugía de párpados. Este procedimiento quirúrgico es uno de los más demandados a nivel mundial y consiste en eliminar el exceso de grasa y piel en los párpados para conseguir rejuvenecer la mirada y acabar con la flacidez de la piel en la región periocular.

La blefaroplastia puede ser de párpados superiores o solo inferiores, eso lo decidirá el paciente. Hay que tener en cuenta que es una operación de cirugía ambulatoria y tiene aproximadamente unas 3 semanas de recuperación.

Por otro lado, tenemos el Lifting Facial También conocida como ritidoplastia, lifting o rejuvenecimiento facial, es un procedimiento que no detiene el proceso de envejecimiento facial pero sí lo disimula al eliminar el exceso de piel, suavizar las líneas de expresión (arrugas), tensionar la piel y la musculatura de la cara. Además, nos permite recrear nuevamente los ángulos adecuados de la cara y darle un aspecto más radiante y jovial a nuestros pacientes.

En esta cirugía se puede trabajar todo el cuello o el tercio medio de la cara y el cuello. El Lifting Facial es un procedimiento recomendado para todas aquellas personas que desean tonificar y darle firmeza a su rostro.

Con los años, la piel se desgasta, se deshidrata y pierde su tono al verse expuesta al sol, cicatrices, acné, entre otros. Por esto, el Lifting Facial es el procedimiento recomendado para todos aquellos que quieren devolverle a su piel y a su rostro una sensación de frescura, firmeza y definición.

Por último, tenemos el tratamiento no quirúrgico conocido como Lumimax. El Lumimax es la tecnología de última generación con base en un principio fundamental del Universo: la luz. De acuerdo a diferentes tipos de exposición, color e intensidad, el Luminax puede ser aplicado en diferentes tipos de piel  y/o problemas de esta.

Lumimax combina tres técnicas revolucionarias como: el ultrasonido,  fotobioestimulación con luz LED y corrientes pulsadas. La combinación de estas  tres técnicas permite detener los efectos del paso de los años en nuestra apariencia, actuando en la epidermis, la dermis y el músculo.

El Lumimax no solo permite tratar de una manera efectiva situaciones comunes de la piel como el daño solar, las líneas finas y/o arrugas, la hiperpigmentación, el acné y el enrojecimiento, sino que, además, puede actuar en capas más profundas para combatir la flacidez reafirmando el contorno del rostro, pliegues nasolabiales y ojos.

Nuestro principal interés es la seguridad y, además, la satisfacción del paciente. Por eso, no dudes en consultar nuestra página web para más información y/o realizar valoración online.

CTA2